Imágenes de páginas
PDF
EPUB

ARTICULO XIII.

En caso de que uno 6 muchos ciudadanos de una ú otra República llegaren á infringir alguno de los artículos contenidos en el presente tratado, los enunciados ciudadanos serán personalmente responsables, sin que por esto se altere la buena ar. monía entre las dos Naciones, las cuales se obligan á no prote. jer al ofensor.

ARTICULO XIV.

Si desgraciadamente alguno de los artículos contenidos en la presente estipulacion llegare á ser violado, la parte que hubiese permanecido fiel, presentará á la otra una exposicion fundada de los hechos y pedirá la debida reparacion ; mas no podrá autorizar represalias, ni ejercer hostilidades por sí misma, sino en el caso extremo de que la reparacion pedida hubiese sido negada.

ARTICULO XV. El presente tratado durará el plazo de diez años contados desde la fecha del cange de las ratificaciones que se verificará en Lima en el término de dos años ó antes si fuese posible. (1)

En fé de lo cual los antedichos Plenipotenciarios lo firman y sellan en la ciudad de Lima, a los veintiocho días del mes de Abril del año del señor mil ochocientos cincuenta y dos.

JOAQUIN J. DE OSMA.

(L. S.)

G. ESCALANTE.

(L. S.)

EL CONSEJO DE MINISTROS. ENCARGADO DE LA PRESIDENCIA DE LA REPÚBLICA DEL PERÚ.

Por cuanto, entre la República del Perú y la de Costa Rica, se celebró por los respectivos Plenipotenciários, el día treinta y uno de Enero del corriente año, el siguiente

(1) Las ratificaciones no llegaron á cangearse.

TOMO III.

64

TRATADO DE AMISTAD, COMERCIO y

Navegacion.

EN EL NOMBRE DE DIOS AUTOR Y LEGISLADOR DEL UNIVERSO.

Las Repúblicas del Perú y Costa Rica, animadas del deseo de estrechar y asegurar sus relaciones sobre las bases de reci. proca conveniencia é igualdad, nan resuelto celebrar un trata. do de amistad comercio y navegacion ; y con este objeto han sido nombrados los respectivos Plenipotenciarios; á saber: por S. E. el Libertador Presidente del Perú, el Dr. D. Pedro Gal. vez, Ministro Residente cerca de los Esta los de Centro América, Venezuela y Nueva Granada, y por S. E. el Presidente de la República de Costa Rica, el Dr. D. Lorenzo Montufar, Ministro de Relaciones Exteriores de esta República ; quienes despues de haber cangeado sus respectivos plenos poderes y de hallarlos en debida forma, han estipulado los artículos si. guientes :

ARTICULO I.

La República del Perú reconoce la soberanía é independencia de la República de Costa Rica. En consecuencia, habrá una perfecta y perpétua paz y amistad sincera entre las Repúblicas del Perú y la de Costa-Rica y entre sus respectivos territorios, pueblos y ciudadanos, sin distincion de personas ó lugares.

ARTICULO II.

La República del Perú y la de Costa-Rica convienen en que habrá libertad recíproca de comercio y navegacion entre sus respectivos territorios, y los ciudadanos de cualquiera de las dos Repúblicas, podrán frecuentar con sus buques todas las costas y territorios de la otra; residir en ellos y hacer toda especie de comercio como los nacionales, excepto el comercio de cabotaje, cuyo arreglo se reservan las partes respectivas, conforme á sus leyes particulares.

ARTICULO III.

Las dos altas partes contratantes se obligan y comprometen á no conceder favor, privilegio o exension alguna sobre comer. cio y navegacion á otras Naciones, sin hacerlos extensivos tam- . bien inmediatamente a los ciudadanos de la otra parte contratante ; que los gozará gratuitamente, si la concesion hubiese

sido gratuita, ó mediante igual compensacion ú otra equivalente, que se arreglará, de mútuo acuerdo, si la concesion hubiese sido condicional.

[blocks in formation]

Igualmente convienen en que cualquiera especie de producciones, manufacturas ó mercaderías extranjeras que en cualquier tiempo puedan ser legalmente importadas en cada una de las dos Repúblicas en sus propios buques, podrán tambien serlo en los de la otra, y que no cobrarán otros ni mas altos derechos sobre el buque ó sobre su cargamento, ya se haga la importacion en buque del uno, ya del otro país.

Convienen, ademas, en que todo lo que puede ser legalmente exportado ó reexportado de uno de los dos países en sus propios buques, para un país extranjero, pueda de la misma ma. nera ser exportado ó reexportado en los buques del otro; y que serán concedidos у cobrados iguales premios, derechos у descuentos, bien se haga tal exportacionó reexportacion en los buques de la República de Costa Rica, bien se haga en los del Perú.

ARTICULO V.

No se impondrán otros ó mas altos derechos sobre la impor. tacion ni sobre la exportacion en la República, ó de la Repú. blica de Costa Rica, de cualesquiera articulos del producto natural ó manufacturado del Perú, ni en el Perú á los de CostaRica, que los que exijan ó exigieren por iguales artículos de cualquiera otro país extranjero ; ni se establecerá prohibicion alguna respecto a la importacion ó exportacion de cualesquiera artículos del producto natural 6 manufacturado de los territorios de algunas de las partes contratantes en los de la otra, que no sea igualmente extensiva á la importacion ó exportacion de iguales artículos de los otros países.

ARTICULO VI.

No se exigirán otros ó mas altos derechos en razon de toneladas, faro, puerto, pilotaje, cuarentena ú otros semejantes, bajo cualquiera denominacion que sean establecidas á nombre ó beneficio del Gobierno, funcionarios públicos, corporaciones de cualquier especie, en los puertos de uno de los dos países sobre los buques del otro, que los que pagaren en igualdad de casos los buques nacionales.

ARTICULO VII, A fin de evitar toda duda, se declara que las estipulaciones contenidas en los anteriores artículos, son aplicables á los buques del Perú y de Costa Rica, y sus cargamentos, sea que procedan de los puertos del país á que pertenezcan respectivamente, o de los de cualquier otro país extranjero; y que en ningun caso se impondrá ó cobrará derecho alguno diferencial en los puertos del uno ó del otro país, sobre dichos buques ó sus cargamentos, ya sean estos del producto ó manufactura nacional o del producto ó manufactura extranjera.

Igualmente se declara, que todo buque perteneciente exclusivamente á peruano ó á peruanos, y cuyo capitan sea tambien peruano, aunque la construccion y tripulacion del buque sean extranjeros, será considerado para todos los efectos de este tratado, buque peruano ; y, recíprocamente, todo buque de la exclusiva propiedad de costaricense ó costaricenses, y cuyo capitan sea tambien costaricense, aunque la construccion y tripula. cion del buque sean extranjeros, será considerado para los mismos fines, buque costaricense.

ARTICUO VIII.

Se conviene, además, que será enteramente libre á comerciantes, capitanes de buque y otros ciudadanos de ambos países manejar á su voluntad sus negocios por sí mismo ó por medio de sus agentes, en todos los puertos y lugares sujetos a la jurisdiccion del uno ó del otro, debiendo en todo caso ser tratados como ciudadanos del país donde residan ó tengan sus negocios y sujetos a las leyes que en él rijan.

ARTICULO IX. Sienipre que los ciudadanos de una de las altas partes contratantes, se vean forzados á buscar refugio ó asilo en los rios, bahías, puertos ó dominios de la otra, con sus buques, sean mercantes ó de guerra, públicos ó privados, á causa del mal tiempo, perseguidos de piratas ó enemigos, ó por falta de agua 6 de provisiones, serán recibidos y tratados con humanidad, dispensándoseles todo favor y proteccion para reparar sus buques, procurar provisiones y ponerse en disposicion de poder continuar su viaje sin obstáculo ni molestia.

ARTICULO X.

Si algun buque de guerra ó mercante de una de las dos altas partes contratantes naufragase, sufriese avería, ó fuese abando

nado en las costas ó cerca de las costas de la otra, se dará á dicho buque y á su tripulacion toda asistencia y proteccion; y el buque, cualquiera parte de él, todo su aparejo y pertenencias y todos los efectos y mercaderías que se salvaren, o el producto de ellos, si se venden, serán fielmente entregados á sus dueños ó Agentes debidamente autorizados; y si no hay propietarios

Agentes serán entregados al respectivo Cónsul ó Vice-Consul, pagando únicamente los gastos ocasionados por la conser. vacion de la propiedad, ú otros gastos que se paguen en iguales casos por buques nacionales naufragados; y se permitirá "en dicho caso, de naufragio ó avería, descargar, si fuese necesario, las mercaderías ó efectos que se hallen á bordo, sin exigir por esto ningun derecho, á no ser que se destinen a la venta ó con. sumo en el país en que se hubiesen desembarcado.

ARTICULO XI.

Los ciudadanos de cualquiera de los dos países no podrán ser detenidos, ni sus embarcaciones, tripulaciones y mercaderías estarán sujetas á ningun embargo, para ninguna expedicion militar ó para ningun objeto público ó particular, sin conceder á los interesados la justa indemnizacion que en cada caso se convenga y pague adelantada.

ARTICULO XII. Siendo de interes comun á las dos altas partes contratantes, cualquiera vía inter-ncéanica, sea por ferrocarril ó por medio de canales, ó por uno y otro combinados, han convenido: que en caso de verificarse dicha comunicacion inter océanica por el territorio de Costa-Rica, el Gobierno de esta República con. cede á la del Perú, en cuanto se halle en sus facultades, el de. recho de tránsito para su Gobierno, para sus ciudadanos y mercaderías, en la misma forma que lo usaren el Gobierno, ciudadanos y mercaderías de Costa Rica; y que estarán libres de todo derecho y registro, sin mas obligacion que la de pagar el porte, que, segun las tarifas de la empresa o empresas, se impongan al Gobierno, ciudadanos y mercaderías de Costa-Ri. ca. Y el Perú por su parte, se obliga a reconocer los derechos, propiedades y soberanía de Costa-Rica sobre dicha vía interocéanica y mantener su neutralidad contra cualquiera interrupcion, captura ó confiscacion injusta de cualquiera parte que proceda. Y con el fin de que esta reciprocidad de derechos sea conocida, ambas partes contratantes vienen en trascribir esta cláusula á las Naciones con quienes estén en relacion, para los efectos consiguientes.

« AnteriorContinuar »