Imágenes de páginas
PDF
EPUB

e me envió á suplicar que proveyese de manera que á las dichas Indias fuesen algunos religiosos y personas doctas, para que con su doctrina las ánimas de los fieles cristianos fuesen corregidas e enseñadas, e atrajesen á los yndios á verdadero conoscimiento de Nuestra fé católica, e ficiesen otras cosas que para la salvacion de los pobladores e yndios de aquellas Indias fuesen nescesarias; y pues vedes cuanto Nuestro Señor será servido y su santa fé ensalzada, en que aquellas islas se hayan de poblar de religiosos, especialmente de la Orden de San Francisco, de la cual suele resultar e resulta mucha devocion e doctrina en Nuestra santa fé; y así mesmo haber sido yo la principal cabsa que aquellas islas se hayan descobierto e se pueblen, e hay mucha razon de la aumentar, y sostener especialmente en las cosas de Nuestra santa fé; por ende, Yo vos ruego y encargo deis forma y proveais como se envien algunos religiosos de la dicha Orden de San Francisco á la dicha Ysla, y que sean personas doctas y de quien se pueda tomar mucha doctrina, así por su manera de vivir que allá toviesen, como de las doctrinas que enseñaren: y los dichos religiosos que así enviáredes, sean en el más que ser pudiéredes, porque yo entiendo enviar, placiendo á Nuestro Señor, muy presto á tomar la Tierrafirme, y es bien que haya allá en tanto número de religiosos, que puedan ir á lo que se tomare e descobriere, e quedar en las dichas islas, segund por el Provincial que allá residiese les fuese mandado, al cual así mesmo dareis licencia para ello y envieis á mandar que juntamente con las otras cosas que hobiesen de tener e. guardar en su Orden, fagan constitucion que siempre haya entrellos licion de ciencia, con la cual sus personas serán mas doctas e espertas, e las ánimas de los cristianos mas a provechadas, lo cual todo proveereis con la más diligencia y brevedad que ser pudiese, y á efecto: que demas que en ello Nuestro servicio será muy tenido y las ánimas de los fieles cristianos que en las dichas islas residan muy aprovechadas, yo lo rescebiré en mucho placer e servicio. Fecha en Burgos e quedando la apelacion de todo para ante dicho Nuestro Gobernador ques ó fuere de la dicha Isla Española; e que podais usar e useis del dicho oficio por vos e por vuestro Logar-Teniente, segund que en el dicho capítulo se contiene: e por esta Mi Carta, ó por su traslado signado de Escribano público, Mando á todas e cualesquier personas que en los

á catorce de Abril de quinientos ocho años.-YO · EL REY.-Está firmado y rubricado.

Real cédula por la cual, con referencia á lo capi

tulado con Diego de Nicuesa y Alonso de Hojeda, y al nombramiento de ambos por cuatro años para Gobernadores de Veragua el primero, y de Uraba el segundo, debiendo ser Teniente suyo Juan de la Cosa, se ratifica el nombramiento á Hojeda.

BURGOS.-JUNIO 9 DE 1508 (1).

DOÑA JUANA por la Gracia de Dios, etc.

OR cuanto en cierto Asiento quel Rey Mi Señor Padre mandó tomar con Alonso de Ho

jeda, e con vos Diego de Nicuesa, que es por Nuestro mandado al Golfo e tierras de Uraba e Veragua, que es á la parte de la Tierra-firme, está un capítulo fecho en esta guisa.—«Para lo cual vos »facemos á vos los dichos Diego de Nicuesa e Alonso : »de Hojeda, Nuestros Capitanes de los navios e gen»te que en ellos fueren y en los dichos asientos e

ren

(1) Archivo de Simancay.

»otras partes de la Tierra- firme, en esta manera: á
» vos el dicho Diego de Nicuesa en la parte de Vera-
»gua y el dicho Alonso de Hojeda en la parte de
» Uraba, con tanto que el dicho Alonso de Hojeda
»haya de llevar e lleve por su Logar-Teniente de Ca-
»pitan á Juan de la Cosa, sea Nuestro Capitan en su
» nombre, e donde estoviere sea Teniente, estando
»todavía debajo de su obediencia; e por esta forma
» Vos Damos Nuestro poder complido é juredicion ce-
» vil e criminal con todas sus incidencias e dependen-
»cias, anexidades e conexidades por el dicho tiempo
»de los dichos cuatro años, quedando la apelacion de
»todo para ante el Nuestro Gobernador, ques ó fuere
» de la dicha Isla Española; e Mando a todas las per-

»sonas que en los dichos navíos fueren, e cada uno . »dellos, que como á tales Nuestros Capitanes vos obe»dezcan e vos dejen e consientan usar el dicho oficio »e juredicion.»—Por ende, compliendo lo que así fué asentado, e entendiendo ser así complidero á servicio de Dios e Nuestro, e á la ejecucion de la Nuestra justicia, e á la paz e sosiego e buena gobernacion de las dichas tierras, Nuestra merced e voluntad es, que vos el dicho Alonso de Hojeda tengais por Nos la Gobernacion e Capitanía de la gente que fuere en los navíos que estovieren en los asientos e logares que se ficieren en las dichas tierras de Uraba por el dicho tiempo de los dichos cuatro años con los oficios de justicia e juredicion cevil e creminal, segund que en el dicho capítulo se contiene,

[ocr errors]

alesquier personas que en los dichos navíos fueren e en la dicha tierra e asientos que hobiéredes de facer en la dicha de Uraba por el dicho tiempo, que vos hayan e tengan por Nuestro Capitan e Gobernador de todo ello, e vos dejen e consientan libremente usar y ejercer el dicho oficio, e ejecutar la Nuestra justicia en la dicha tierra, por vos e vuestro Logar-Teniente, e podais oir, e librar, e determinar, e oyais, e libreis e determineis todos los pleitos a cabsas así ceviles como criminales que en las dichas partes se movieron por el dicho tiempo, e podais llevar elleveis vos, ó vuestro Logar-Teniente, los derechos e salarios á los dichos oficios pertenescientes, segund e por la forma e manera que fasta aqui se han llevado e llevan por el Nuestro Gobernador de la dicha Isla Española, e podais facer cualesquier pesquisas en los casos del derecho permisos, e todas las otras cosas al dicho oficio pertenescientes, que vos, entendais, que á Nuestro servicio e á la ejecucion de la justicia compla; e que para usar los dichos oficios, e complir e ejecutar la Nuestra justicia, todos se conformen con vos, e

« AnteriorContinuar »