Coleccion de obras en verso y prosa de D. Tomas de Yriarte: Arte poética de Horacio, traducida en verso castellano. El Señorito Mimado

Portada
 

Comentarios de la gente - Escribir un comentario

No encontramos ningún comentario en los lugares habituales.

Páginas seleccionadas

Términos y frases comunes

Pasajes populares

Página 38 - ... nil intemptatum nostri liquere poetae 285 nec minimum meruere decus vestigia Graeca ausi deserere et celebrare domestica facta vel qui praetextas vel qui docuere togatas.
Página 53 - Saxa movere sono testudinis et prece blanda Ducere quo vellet. Fuit haec sapientia quondam, Publica privatis secernere, sacra profanis, Concubitu prohibere vago, dare jura maritis, Oppida moliri, leges incidere ligno ; Sic honor et nomen divinis vatibus atque 400 Carminibus venit.
Página 87 - ... un bobo que los acecha , un vecino que los casa , y otro que ordena las fiestas.
Página 30 - Satyros, ita vertere seria ludo, ne quicumque deus, quicumque adhibebitur heros, regali conspectus in auro nuper et ostro, migret in obscuras humili sermone tabernas, aut, -dum vitat humum, nubes et inania captet.
Página 91 - Apolo, ocasión es ésta en que si yo fuera tú, quedara corta mi lengua. El tiempo es breve y yo largo, y así he de dejar por fuerza de alabar tantos ingenios que en un sin fin procediera. Pero de paso diré de algunos que se me acuerdan como el heroico Velarde, famoso Micer Artieda, el gran Lupercio Leonardo, Aguilar el de Valencia, el licenciado...
Página 37 - Successit vetus his comoedia, non sine multa Laude ; sed in vitium libertas excidit et vim Dignam lege regi : lex est accepta chorusque Turpiter obticuit sublato jure nocendi.
Página 88 - Hacían cuatro jornadas, Tres entremeses en ellas, Y al fin con un bailecito Iba la gente contenta.
Página 89 - Llegó el tiempo que se usaron las comedias de apariencias, de santos y de tramoyas, y entre éstas, farsas de guerras.
Página 86 - Tañían una guitarra, Y ésta nunca salía fuera, Sino adentro, y en los blancos, Muy mal templada y sin cuerdas; Bailaba á la postre el bobo, Y sacaba tanta lengua Todo el vulgacho, embobado De ver cosa como aquella.
Página 87 - Después, como los ingenios Se adelgazaron, empiezan A dejar aqueste uso, Reduciendo los poetas La mal ordenada prosa En pastoriles endechas...

Información bibliográfica