Imágenes de páginas
PDF
EPUB

Reptiles

ORDEN DE LAS TORTUGAS

Tortuga de mar. La hay de dos especies en nuestros mares : la careta, cuya carne es mal sana y los huevos muy buenos, es la que produce el carey; come yerbas tanto dentro del agua como fuera de ella. La otra no produce carey, pero su carne es buena para comer, así como sus huevos, de los cuales se saca mucho aceite. Hay tortugas que pesan 300 Ó 400 libras, y la hembra pone en el mes de abril frecuentemente más de 100 hue. vos que entierra en la arena, dejando al sol y al aire el cuidado de dar á luz los vivientes cuyo feto encierran.

La tortuga (araus) de agua dulce. Abunda mucho en el rio Orinoco, donde tienen ciertas playas en determinadas islas adonde anualmente van á poner sus huevos; lo cual da lugar á que todos los años se haga en aquellos sitios una cosecha considerable de huevos, reduciendo la mayor parte á aceite, de que se hace comercio en Ciudad Bolivar. Las tortugas del Alto Orinoco y Casiquiare ponen sus huevos en febrero y marzo, y para las del Bajo Orinoco se abren las playas el 19 de marzo, es decir, que se empieza el beneficio de estas minas de huevos que están en las islas de Cucuruparú, Barraguan y Pararuma. Estas torgugas no son tan grandes como las del mar, su carne es excelente, sus huevos sabrosos; ordinariamente pesan más de 200 libras y ponen de 80

11

á 120 huevos. Hay tambien algunas en el Bajo Apure, en el Meta y en el Arauca, cerca de su confluencia con el Orinoco.

El terecay. Es una especie más pequeña de tortuga que se encuentra en el Apure y otros rios, pero abundantemente sólo en el Guaviare, donde se hace una gran cosecha de huevos para comerlos y extraer de ellos aceite. Ponen tambien en las playas, y por enero y febrero se hace la cosecha; cada terecay pesa más de 25 libras, y pone de 16 á 24 huevos.

El galápago. Especie te terecay un poco más pequeño. Ordinariamente vive en las lagunas y en algunos caños; pesa 20 libras y pone casi igual cantidad de huevos. Su carne no es tan delicada como la del terecay.

El morrocoy ovíparo, que llega á tener más de 2 piés, tiene una coraza parduzca con manchas negras de mucha simetría y realzada en todos sus contornos. Es un plato delicado y abunda considerablemente en los llanos. En los grandes calores de la estacion seca se ocultan bajo las piedras dentro de agujeros que hacen ellos mismos, y pasan de este modo sin tomar alimento alguno hasta que notan que la humedad de las primeras aguas penetra en la tierra.

La hicotea. Es otra clase de morrocoy, más chata, un poco más pequeña, sus manchas menos relevadas y ménos bella. Tiene como el morrocoy la vida extremadamente dura, y se hace de su excelente carne un caldo muy renombrado.

ÓRDEN DE LOS LAGARTOS

Familia de los cocodrilos. — El caiman, reptil llamado tambien aligator, se distingue por su hocico ancho obtuso, piés medio empalmados, sin dentellones, y por la disposicion de sus dientes desiguales en el largo y grueso. Vive en los rios, caños, esteros y lagunas que no están á más de 700 varas sobre el nivel del mar. Permanece inmediato a las orillas entre dos aguas, en expectacion de los animales que llegan á beber; de éstos muy pocos se le escapan cuando los ataca. Este anfibio no puede comer debajo del agua y sale á tierra para devorar su presa. Los hay de más de 22 pies de largo, no tan abundantes los machos como las hembras, porque parece que se matan entre si en la época de sus amores. Un caiman no entra en la pubertad hasta los diez años, y entonces tiene 8 piés de largo, pudiéndose admitir que los de más de 22 piés tienen á lo menos veinte y ocho años. Este animal ataca de dos modos, con la boca y con la cola : en el primer caso se pone al costado de la presa para morderla, no pudiéndolo hacer de frente; y en el segundo, se acerca á ella de costado tambien y da un gran golpe con la cola, que priva de sus sentidos a la persona ó animal, y entonces lo agarra y zambulle al fondo del agua para ahogarlo y acabarlo de matar. Cuando se mata una hembra, se le sacan los huevos que no tienen la cáscara dura, y cocidos y secos son una comida regalada, no sólo para el indígena sino tambien para otras personas; en Maracaibo los comen mucho. En el Apure se caza el caiman de varios modos para coger sus dientes y sobre todo la manteca, con la cual se alumbran los llaneros. En el Orinoco, los indios otomacos y yaruros comen el caiman á pesar de su olor á almizcle; su grasa se emplea en las fricciones contra el reumatismo. Ponen sus huevos en las playas de los rios, y de ellos salen unos caimancitos que al momento se dirigen por instinto hacia el agua, en donde la madre los protege teniéndolos siempre arrimados á las orillas durante tres meses, para que no sean devorados de los otros animales, y sobre todo de los machos, que suelen comérselos. El caiman tiene la costumbre de salir al sol á calentarse, pero no se aleja mucho del agua. Se queda entonces como un gran tronco de árbol, con la boca abierta. Ciérrala cuando está llena da moscas y las engulle.

Los que están en los lagos suelen salir por las sabanas cuando las aguas faltan, á buscar caños, rios ú otras lagunas. Sus marchas las hacen de noche y siempre en la direccion del agua que huelen á muchas leguas de distancia. Caminan con gravedad, nadan con suma rapidez y corren con ligereza en línea recta; pero no pueden cambiar de direccion sino con dificultad á causa de la disposicion en que están las vértebras de su cuello, lo que hace fácil el evitarlos torciendo la direccion. Este animal tiene muchos enemigos, y en las orillas del Apure y del Orinoco hay llaneros é indios bastante atrevidos para atacarlos cuerpo á cuerpo y bastante diestros para darles la muerte. Los lugares en que más abundan son los llanos del Apure, a pesar de que no faltan en las demas llanuras. Los rios en donde se los ve en mayor número, extendidos sobre las playas, son el Orinoco, el Apure y la Portuguesa.

La baba, es una especie de caiman más pequeño y no tan feroz como éste. Su carne es más tierna y más gustosa, segun lo aseguran los indios que la comen; los huevos son tambien más delicados, y su cáscara es del tamaño de un huevo de gallina, de un blanco color de perla, y labrada tan simétrica y menudamente que es cosa particular. Hay babas en el lago de Valencia á 516 varas sobre el nivel del mar.

El lagarto, de la familia de su nombre. Tiene la cabeza y el cuerpo chatos, los ojos gruesos con pupilas que se contraen a los lados; sus párpados son muy cortos, se retiran enteramente entre la órbita y el ojo, y desaparecen; su lengua es escamosa, y vive de insectos. Su piel es como una escamilla, la cambia todos los años en la primavera; la cola tiene pliegues circulares y vuelve á salir ó crecer cuando se corta. Vive entre las piedras y muros y expuestos al sol : los hay de varias dimensiones y colores más o menos subidos y variados, y todos ellos los comen los indios.

La iguana, es como un gran lagarto: su cola y cuerpo llegan á tener hasta cerca de 3 piés de largo, de los cuales la mitad es cola. Tiene un pellejo que le cae desde la punta de la quijada hasta el pecho, casi semejante al del buey. Tiene una cresta en la cabeza, que le sigue despues por todo el cuerpo como los dientes de una sierra, hasta perderse sobre la mitad de la cola. Los ojos tienen mucha vivacidad; la cabeza es la del lagarto y los colores tambien los mismos. Las hembras son más pequeñas y de un verde muy claro; ponen más de 40 huevos á la vez, en agujeros que hacen en la arena ó terrenos próximos á los rios. Los huevos y la carne de este reptil tienen gusto agradable; la carne es blanca, del sabor de

« AnteriorContinuar »