Nankijukima: Religión, usos y costumbres de los salvajes del oriente del Ecuador

Portada
T. Merino, 1895 - 349 páginas
 

Comentarios de la gente - Escribir un comentario

No encontramos ningún comentario en los lugares habituales.

Páginas seleccionadas

Otras ediciones - Ver todas

Términos y frases comunes

Pasajes populares

Página 98 - ... veces verde y pintado como el del loro; leía en un gran libro; alzaba sobre la cabeza un pan redondo, más blanco que la yuca y se lo comía; alzaba igualmente una copa grande de oro, linda y magnífica, que resplandecía con los...
Página 311 - ... he resuelto se tenga por segregado del virreinato de Santa Fé y de esa provincia y agregado al virreinato de Lima, el Gobierno y Comandancia General de Maynas, con los pueblos del gobierno de Quijos, excepto el de Papallacta, por estar todos ellos a las orillas del río Napo o en sus inmediaciones...
Página 186 - ... a la colonización aquellas fértiles e incultas comarcas. Para estas y otras partes despobladas de nuestro territorio, obtendremos en breve una inmigración de alemanes católicos, si dais al Gobierno la autorización y los fondos suficientes
Página 98 - Después el Padre quedaba atontado, no miraba a nadie, no hablaba palabra, quitábase presto poncho y tarachi y caía de rodillas al suelo completamente borracho, apoyaba la cabeza que no podía sostenerse por sí misma, sobre los brazos, precisamente a la manera que nosotros caemos borrachos y adormecidos cuando tomamos el natema. Después de gran rato volvía en sí, levantábase y pedía qué comer».
Página 312 - Se tenga por segregado del- Virreinato de Santa Fe y de la Provincia de Quito, y agregado a ese Virreinato el Gobierno y Comandancia General de Mainas, con los pueblos del Gobierno de Quijos...
Página 90 - Imposible, dice el filósofo (Plutarco en este caso) "no es posible en la tierra pueblo sin Dios... Mas puedo asegurar yo que hay, no un pueblo estúpido, sino una raza inteligente, robusta, con disposiciones las más felices para el bien y para el mal, sin religión, sin dioses, sin sacrificios... es la raza Jívara
Página 43 - Oro pronto llegó a contar veinteicinco mil habitantes. De manera que fue este Gobierno el más poderoso, el más rico y de mayor comercio de todo el antiguo Reino de Quito. Duró cerca de medio siglo esta grandeza, y en todo este tiempo los españoles procuraron rendir y subyugar a los indómitos jívaros, al principio so pretexto de alianza y amistad, y luego abiertamente con derecho de señores y conquistadores.
Página 309 - Perú quisiera monopolizar la navegación del Amazonas y quitar al Ecuador la margen izquierda, dejándole sin derecho á fundar uno que otro puerto en algunos puntos prominentes, no se trata entonces de leguas de lodo; se trata de parte del Ecuador, en este caso, nada...
Página 64 - Galindo, misionero dominicano de aquellas regiones a fines del siglo pasado, los describe así: "la cabeza erguida y majestuosa revela grande inteligencia, el andar soberbio e inquieto demuestra vivacidad y firmeza; en el jívaro todo es natural: movimiento, vida, exuberancia; el rostro graciosamente redondo, la nariz algo aplastada, pero reforzada con grandes ventanillas; la cabellera abundante, negra, sedosa y dividida en crenchas, suelta al desgaire o colgada en guedejas; el color tostado por...

Información bibliográfica